Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
TEMPORADA 2012

La temporada en Madrid 2012  |  Sevilla 2012  |  Valencia 2012  |  Sanfermines 2012  |  Bilbao 2012  |  Asi va la temporada 2012  |  Noticias 2012

Se han encontrado 29 artículos.
Se muestran del 1 al 20. Página 1 de 2.

Con Talavante ofreció una importante tarde de toros

Sevilla se rinde a José María Manzanares

Otra vez, la segunda en esta temporada. Este domingo, en la ultima de la feria de San Miguel, José María Manzanares salió por la Puerta del Príncipe y a hombros se lo llevaron los aficionados hasta el hotel. Una tarde que comenzó caminando hasta la puerta de chiqueros para recibir a su enemigo y en la que dejó dos faenas diferentes pero igualmente muy meritorias. También tuvo valores taurinos la actuación de Talavante, al que le correspondió el lote más deslucido.


Lama de Góngora, de la Escuela Tauriana de Sevilla

Un novillero sin caballos abre la Puerta del Príncipe

Hacia 18 años que no ocurría. En la noche del jueves un novillero sin caballos, Lama de Góngora se anuncia en los carteles, abrió la Puerta del Príncipe en la Real Maestranza. Y lo que es más importante: hizo vibrar a los aficionados que en gran número asistieron a esta novillada de promoción. Las crónicas en la prensa sevillana cuentan y no acaban. Traemos aquí dos ejemplos: la crónica del festejo que Álvaro Rodríguez del Moral, en "El Correo de Andalucía" y el articulo de opinión de Ignacio Sánchez-Mejías, en el diario "ABC".


MADRID. Octava de feria

La machada de Castella, en una tarde que no levantó vuelo

Rarito el ambiente prácticamente desde el inicio. Suele darse con frecuencia esta circunstancia cuando llegan los carteles de figuras. Nada, pues, de que extrañarse. En ese marco Castella dejó claro que si lo que se trata de demostrar es la vigencia de los toreros machos, que cuenten con él. Aguantó en el ruedo desde el primero hasta el cuarto con una cornada en el cuerpo. Y ni se inmutó, sino que hasta disimulaba la inevitable cojera. Entre el ambiente y la brevedad de los toros de Victoriano del Río, la tarde luego no remontó.


MADRID: Sexta de feria

Indigna tarde de "El Ventorrillo" y Julio Aparicio

No se puede echar a un ruedo una corrida más descastada y deslucida como la que trajo a las Ventas Fidel San Román, con el hierro de "El Ventorrillo", tan apreciada como era esta divisa en la etapa de su anterior propietario. Seis toracos imposibles, con los que Curro Díaz tuvo una actitud responsable y profesional y Eduardo Gallo hizo la machada de quedarse quieto en medio de un vendaval de arreones y tarascadas. Incalificable fue la tarde de Aparicio: no es posible estar peor, menos torero y más fuera de sitio; por estar mal, hasta parecía vestido a empujones, ni el añadido estaba como es debido.


Manzanares arrasa en los premios

Sevilla: pobre y preocupante balance de la feria

Acabó Sevilla y estamos en vísperas de que comience el muy prolongado serial madrileño. Del coso de la Maestranza se sale con muchas dudas y no menos preocupaciones. El descenso de público en una feria de este nivel no es algo precisamente anecdótico. Pero anotarlo todo a la excusa de la crisis económica puede ser excesivo; también ha influido el alto número de festejos y la mediocridad de demasiados carteles, que se pagaban al mismo precio que los más rematados. Como primer apunte de la situación real de la Fiesta, Sevilla constituye un quebradero de cabeza; a Madrid le toca confirmar o desmentir esta realidad.


Sevilla: última de feria

La miurada no cambió el signo de la Feria

Se bajó el telón. En el ruedo de la Maestranza ha habido de todo, pero a su vez todo con mucha medida. Si quitamos la apoteosis de Manzanares, los triunfos han sido ocasionales y la mediocridad ha sido abundante. Y lo más preocupante: el público ha respondido en mucha menor medida que en años anteriores. La tarde tradicional de los toros de Miura no ha cambiado el panorama. Se ha visto una corrida muy seria, muy miureña, en la que tan sólo un toro tuvo ese punto de clase necesario para hacer el toreo. En una terna que mató la corrida con mucha dignidad, destacó el toreo de "Rafaelillo" con el quinto.


SEVILLA: Décimo sexta de feria

Noé dijo: "agua va". Pero El Fandi no se inmutó

Hay lloviznas, chirimiris, chaparrones, lluvias… y lo que esta tarde cayó sobre la Maestranza; la mundial, dicho sea lenguaje popular. Vamos, que Noé dijo eso de "agua va" y fue generoso en su oferta. Pues pese a todo, la corrida se desarrolló íntegra y, en lo que a los toreros se refiere, con toda normalidad, incluso cuando estaba en riesgo su integridad, tal que en los tercios de banderillas. Mientras se ponía como si estuviera debajo de la ducha el personal que casi llenaba en su totalidad el aforo. Pero las inclemencias mermaron el espectáculo, entre otras cosas por la inseguridad de los toros a la hora de desplazarse por el barrizal. Y en medio de todo, "El Fandi" ni se inmutó a la hora de ofrecer una actuación muy solvente, pese a lo que se opinara en el Palco presidencial.


SEVILLA: Decimoquinta de feria

Oreja para David Mora, con un gran toro de Moisés Fraile

Si el otro día Iván Fandiño salió justificado de Sevilla, David Mora, su "primo" en los carteles –¡qué peligro tienen tantos mano a mano¡-- lo ha hecho esta tarde. Una sólida y reunida faena al quinto de la tarde lo permitió. Series amplias en número, entregado el torero, se fueron sucediendo en medio del aplauso general. Pero bien es verdad que delante tuvo un gran toro, un encaste "lisardo" de lo que todavía tiene Moisés Fraile, uno de los más completos de esta feria. Cuando se da esta circunstancia, una vez que la corrida se analiza en frío, salta la duda de si no correspondía estar mejor. Posible lo era, pero no siempre lo posible se puede materializar. Y ahí nos quedamos. Por lo demás, la tarde no tuvo más historia que la emotiva faena de Daniel Luque con el que cerraba plaza.


Sevilla: Decimocuarta de feria

Triunfo y cornada de López Simón, en una tarde marcada por la vulgaridad de los "cuvillos"

Tarde de alternativa. Y en la alternativa nos quedamos: grata sorpresa los progresos del nuevo matador de toros, que cuajó con torería y limpieza al toro de la ceremonia. López Simón "amarró" la estocada a costa de una cornada, por fortuna no de especial gravedad pero sí suficiente para meterlo en la cama. El resto de la tarde vino marcada y condicionada por la vulgaridad del conjunto de los toros lidiados por Núñez del Cuvillo, que resultó decepcionante. De la modorra nos sacó el colosal "quite del perdón" que cuajó Morante en el sexto y la capacidad de Manzanares para someter al quinto. Desproporcionada poca historia para la expectación que había levantado lo que desde el principio se consideró el "cartel de la feria".


Sevilla: Decimotercera de feria

Una oreja legítima para Talavante, en una corrida sin burbujas

Tras el paréntesis de los "victorinos", la vuelta al toro que "no molesta" trajo más de lo mismo otra vez. Para exasperación del aficionado. De poco valen las quejas posteriores acerca de lo poco que ha durado el toro: eso es lo usual en este corte de corridas, llamarse a engaño carece de sentido. Que le pregunten a El Cid la que podría haber liado si sus toros no se apagan a la velocidad del rayo; eso con los toros encastados no le pasaba. Es lo que le ocurre al champan cuando se queda sin burbujas; hoy hubo toros del mejor bouquet, pero, ¡ay!, sin burbuja alguna. Al único que le quedaron unas pocas, que fue el tercero, lo toreó de forma excelente Alejandro Talavante, sin necesidad de acudir a ninguna ocurrencia. Una de las orejas mas meritorias de las concedidas esta feria.


Increíble pero cierto

El 6º toro de Daniel Ruiz ya estuvo en Arnedo el año pasado: un año después se lidió en Sevilla

L. M. Parrado escribe en el blog "los caminos del toro" una nota que llama poderosamente la atención: el sexto de los toros lidiados el lunes por Daniel Ruiz ya había estado el año anterior en los corrales de Arnedo. Increible pero cierto. Es lo que tienen las redes sociales: que siempre hay alguien que ya lo había visto antes y además lo cuenta. Como para andarse de tapadillo. Reproducimos aquí la referida noticia.


Sevilla: Duodécima de feria

Iván Fandiño se llevó el mano a mano, con unos "victorinos" que no fueron de color de rosa

El mano a mano, que abría los verdaderos días de farolillos, fue para Iván Fandiño, que anotó en Sevilla una actuación importante, más allá de lo que diga la escueta reseña de las estadísticas. Anda el torero vizcaino en un excelente momento: se ha trazado un camino y con tesón sigue adelante, en progresión continuada y sin adulterar su concepción del toreo. Por eso se ha abierto unos caminos que nadie le auguraba en sus comienzos; de hecho, es un ejemplo de lo que la constancia y el ánimo firme puede conseguir. Por lo demás el mano a mano, que resultó entretenido, tuvo el hándicap de la muy desigual corrida de Victorino Martín; si es una divisa que nunca da facilidades, hoy además no tuvo ni el trapío esperado.


Sevilla: Undécima de feria

Más de lo mismo durante dos horas y media

Insufribles están siendo estos últimos días, fundamentados en el toro chico, desrazado y sin empuje alguno. El anti toro bravo, en el fondo. Pero no hace falta hacer estudios demoscópicos para poder percibir que hoy ya el público estaba de peor humor que en días anteriores; bastaba ver como se protestaban cosas que en pasadas corridas levantaban menos reacciones de rechazo. Con reses de este corte, resulta imposible el toreo, desde luego el toreo caro, pero también el barato. Los andares lánguidos y claudicantes por el ruedo no casan con las reglas del toreo. Por eso tan sólo vimos detallitos varios: unos pocos muletazos de buen corte de Castella; en entonado manejo del capote en Cayetano, o la joven voluntad de Luque. Demasiado poco, por no decir nada. Pero, mañana será otro día.


Sevilla: El Fandi destacó en la décima de feria

Otra corrida sin poder ni raza

Otra corrida sin poder ni raza, de las que ya salen picadas desde los mismos chiqueros. Vamos como para empezar la lidia toreando directamente con la muleta: los dos primeros tercios sobraban. Una pena. Tuvo, sí, docilidad, que no es lo mismo que bravura; pero a la hora de exteriorizarla se tambaleaban y había que estar pendiente de mimarlos para que no se cayeran, en lugar de lo que se espera ate un toro de lidia: poderles con el acertado manejo de los trebejos taurinos. Con el único que tuvo una mayor pujanza se vio a Fandi poderoso y centrado, por más que el dichoso estigma de lo "taurinamente correcto" –que persigue al granadino como un fantasma-- parece como si no permitiera aplaudir su bien hacer.


Sevilla: Novena de feria

En un "sábado de reseca", la Maestranza despidió con respeto y reconocimiento a El Fundi

Como quitaron la singularidad del lunes de la postferia, ahora parece como si se hubiera inventado el "sábado de reseca", tal como el que ayer sufrieron los aficionados que casi llenan los tendidos de la Maestranza. Después de la borrachera de arte del viernes, llegó la resaca y la sequía absoluta de la corrida sabatina, como consecuencia de una descastada y peor presentada corrida de Domingo Hernández. Con todo, Sevilla fue sensible a la clase de torero que, aunque se le haya reconocido tarde, ha sido El Fundi en ésta su última tarde en la capital del Guadalquivir. Pero no todo fue cariño sensiblero: a cargo del torero madrileño corrieron los momentos de verdadero interés que tuvo la tarde.


REVISTA DE PRENSA: Las distintas versiones de la apoteosis de Manzanares

Resumimos en esta sección las principales crónica disponibles hasta ahora en las versiones digitales de los medios i¡nacionales y andaluces acerca de la apoteosis de José María Manzanares en Sevilla.


Sevilla: octava de feria

Grandioso es el Arte del Toreo, grandioso estuvo Manzanares

Una tarde para recordar muchas tiempo, para revivirla en el video cada vez que haya ocasión, para no perderse ni el detalle aparentemente más margina. Lo de José María Manzanares este 20 de abril en la Maestranza sevillana es de esas cosas que hacen historia. Era admirar el momento colosal de un torero, pero era, sobre todo, la comprobación práctica de lo grandioso que es el Arte del Toreo, cuando en cualquiera de los momentos de la lidia se realiza con la verdad como bandera.


Sevilla: Séptima de feria

El Ventorrillo ya no es lo que era: una corrida imposible

Como de la noche al día. Es la diferencia que se da entre las cosas buenas que hace años se le vieron a los toros de El Ventorrillo y lo que hoy ocurrió en la Maestranza. Se ve que en esto de la crianza de bravo el cambio de propiedad y de manos es un factor relevante. Y es que lo de esta tarde es como para darle unas vacaciones más bien prolongadas en los carteles. Con semejante trastazo que hoy se ha dado, dan ganas de omitir la reseña habitual del festejo: eso de los "silencios" por más que fuera lo que ocurrió, resulta muy equívoco en relación con los esfuerzos reales de los tres espadas anunciados. Por la novedad, llamó sobre todo la atención la firmeza y el sentido torero del malagueño Jiménez Fortes, pero también Iván Fandiño tuvo sus momentos.


Sevilla: Sexta de feria

Triunfo de Antonio Nazaré y Esaú Fernández con una buena corrida de Fuente Ymbro

Con lo difícil que eso debe ser, lo cierto es que Ricardo Gallardo ha sabido dar un sello propio a lo que era "domecq" en estado puro. Subiéndole unos grados la casta, incluso seleccionado con criterios más ofensivos, lo de Fuente Ymbro ya camina sólo, no necesita de apellidos. Aunque también es cierto que con estos cambios ha pasado de los días de farolillos a la preferia. Todos sabemos el por qué. La corrida de esta tarde en Sevilla ha validado ampliamente la fórmula del ganadero. Y dos toreros muy dispuestos, Antonio Nazaré y Esaú Fernández, cada cual en su corte, han conseguido alcanzar ese éxito que todos los que empiezan necesitan.


Sevilla: Quinta de feria

Un corridón con poco contenido

Los hijos de don Celestino Cuadri trajeron a Sevilla un corridón: con gran presencia pero guapos de lámina, largos y altos. Alguno había con estampa como para hacerse un dije. Pero la magnífica fachada no respondía al contenido: los interiores estaban plagados de goteras, entre la mansedumbre y la poca raza. Como para que el criador no se sienta satisfecho. Frente a ellos la terna mató los seis sin mayores agobios, pero con escaso lucimiento. Lo más meritorio, por sentido de lidia y por valor, corrió a cargo del salmantino Javier Castaño. Pero, de todas formas, con lo que salía por chiqueros, tampoco es como para meterse en juicios más severos.


||    siguiente -->


© 2017 Docol Mediatica, S.L.   |   Enlaces   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal   |    RSS   |