Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
MADRID: Duodécima del abono
Tarde plúmbea, que no dio descanso al aburrimiento, con lo peor de lo que queda de los "atanasios"
Media docena de naturale templadísimos de Fortes, lo mejor de la tarde. (Fotos: Plaza1)
La tarde resultó agotadora. Pero premiosa y por extremadamente barrida, por mor de una corrida de Valdefresno –y su gemelo de Hnos. Fraile Maza—que tuvo el menor atisbo de casta y de poder. Lidia agotadora, con la conciencia de que apenas iba a servir para nada. El momento culminante, la media docena de naturales con los, que en el mismo platillo, trazó de rodillas Fortes, un modelo de temple y de buen gusto. El resto no paso de constituir una historia inacabable de mala. Cumplió con mucha profesionalidad Daniel Luque y derrochó valor, incluso más allá de la lógica taurina, Juan Leal.
Actualizado 23 mayo 2017  
Redacción   
 Afortunada presentación de Jesús Enrique Colombo
 La armónica sinfonía de Antonio Ferrera
 La genialidad de Talavante levantó una tarde soporífera
 Cuando la polémica nace del conteo de pañuelos, qué poca historia tuvo esa corrida

MADRID. Duodécima del  abono. Algo más de media entrada; según datos de la Empresa: 14.589 espectadores (61,3% del aforo), la segunda peor entrada de lo que va de ciclo primaveral. Tres toros de Valdefresno y dos de Hnos. Fralie Mazas (Nicolás y José Enrique Fraile) y un sobrero de Carriquiri (4º tris), todos de nulo juego, con una presentación apta pero muy desigual. Daniel Luque (de rioja y oro), silencio y silencio tras un aviso. Fortes (de celeste y azabache), silencio tras un aviso y silencio. Juan Leal (de violeta y oro), ovación tras un aviso y silencio.

INCIDENCIAS: Antes de romper se el paseíllo se guardó un minuto de silencio en memoria de las victimas del atentado terrorista de Manchester. La corrida se prolongó durante dos horas y media.

Qué cuesta arriba se puso la tarde desde el primer momento. Pero lo peor es que luego no se veía la hora de aquello acabara. Exhaustos se salió de Las Ventas en este martes de calor. Los toros seleccionados por los hermanos Fraile, con los dos hierros de su casa --Valdefresno y Fraile Mazas-- resultaron un proyecto fracasado de incorporar a los carteles una divisa que no procediera de domecq. Los atanasios-lizardos de Puerto de San Lorenzo rayaron a la altura de los domecq mas adulterados, que de esos también se han visto en esta feria.

Un recorte muy torero de Fortes

La biganadería salmantina traía a Madrid, desde luego, animales con presencia y caras ofensivas --ambas con tipos muy distintos--, pero luego se caracterizaron por su falta de fondo y de poder, tanto que todos se dedicaron a estar más tiempo genuflexos de sobre las cuatro patas, y sin ninguna codicia ante los engaños, incuso los que encerraban algunas dosis de nobleza. Para el torero, desesperante; para el aficionado, insufrible. En cuarto lugar, como primer sobrero apareció otro atanasio, en este caso con el hierro de Adelaida Rodríguez, gemelo de los tutelares, que tuvo que ser devuelto y sustituido por un cinqueño de Carriquiri, muy corraleado, que huía hasta de su sombra en los dos primeros tercios; luego, en cambio, tomaba la muleta, pero ya era tarde para romper: la muy laboriosa brega había acabado con su recorrido.

Devuelto por debilidad manifiesta el cinqueño enchiquerado como 1º, Daniel Luque optó por echar en su lugar al sorteado como 4º, que no estaba ayuno de clase, pero al que  le fallaban las fuerzas. En consecuencia, Luque tan sólo pudo enseñarnos las debilidades de su enemigo. Debió de acabar agotado después de tanta carrera y tanta lucha para traer a mandamiento al sobrero de Carriquiri: que sólo quería territorio libre de todo obstáculo; menos picarlo por correspondencia, hubo que hacer todas las probaturas posibles ante el caballo. El desgate de los hombres y del animal era tremendo, de forma talq ue al tercio final llegaron ya al límite de lo posible. Aunque en términos comparativos era el único que tomaba los engaños con algo más de bríos, el lucimiento esta fuera de alcance de cualquiera, elanimal ya no tenñia capacidad de romper.

Si los dos atanasios que le correspondieron a Fortes hubieran tenido codicia, habría dado verdadera medida de su nueva dimensión como torero. Con el que hizo 2º, prácticamente sólo pudo enjaretar media docena de naturales rodilla en tierra desde lejos, que nacieron con un temple y una largura magníficos. A partir de  ahí lo habitual en este martes: intentos y más intentos, hasta desistir y coger los aceros. La extrema blandura, sin poder ni casta, del que ocupó su segundo turno, solo permitió atisbar la medida que hoy puede dar el malagueño en circunstancias más bonancibles. Ha sido la lucecita de esperanza de un día plúmbeo.

Juan Leal metido entre los pitones

A Juan Leal no se le supone el valor:  lo tiene demostrado, incluso superando las leyes de la lógica. En la función de este martes lo dejó claro por dos veces, ante sendos atanasios de mucha seriedad. Pisar esos terrenos, y con la firmeza que lo hizo, rayaba en la heroicidad. No decayó su ánimo en ningún momento, incluso se paso conscientemente en el metraje en ambas faenas. Ha dejado clara su hombría y su afición, pero no pudo decir más con el material de desecho que le correspondió.

Compartir:  Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a YahooEnviar a Meneamé
  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |  
Comentar 0
Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de taurologia.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Taurologia.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. zTe ha gustado? zQué destacarías? zQué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Madrid 2017
El colombiano Jesús Enrique Colombo corta una oreja
Ginés Marín volvió a convencer a la afición de Madrid
El Rey Felipe VI debutó en el Palco Real, la tarde en la que El Juli demostró su magisterio
San Isidro 2017: El 45% de los toros, cinqueños
Así actuó el Palco de Las Ventas
Ginés Marín se lleva todos los premios
La fallida gesta de Dávila Miura: el hombre dispone y el toro descompone
Las números del primer abono de Simón Casas
Triunfo incontestable de Sergio Galán
Decepción total: de seis "adolfos", ni uno
PUNTO DE VISTA
Como primera plaza de la geografía taurina


Algunas lecciones que nos dejó el abono de Madrid


El desarrollo del ciclo más amplio y diverso de toda la geografía taurina, nos ha dejado algunas lecciones a tener en cuenta. Además de deshacer las interrogantes que había acerca de si Simón Casas podría o no dar una feria acorde con Madrid, la primera es una interrogante: si su dimensión actual es acorde con los tiempos y la economía que vivimos. La segunda no es menos importante: si el escalafón de toreros y ganaderos, los intereses de cada uno, da para responder a los deseos del aficionado durante tantos festejos. Y nos deja una duda de futuro: si será viable o no ofrecer un ciclo de 10 espectáculos para el abono de otoño.


Ortega y Gasset

DOCUMENTOS
Medio siglo después la conferencia sigue teniendo vigencia


Marcial Lalanda: "Cincuenta años viendo toros"


En todos sus pasajes fundamentales, la conferencia parece premonitoria de las circunstancias que hoy vivimos. Pero están dichos ahora va ya para medio siglo. Se trata de la conferencia que en marzo de 1967 pronunció Marcial Lalanda en la Peña "Los de José y Juan", bajo el título "Cincuenta años viendo toros". Traemos a nuestras páginas el texto íntegro de aquella disertación, en la que Lalanda se sincera de una forma directa, sin andarse con rodeos. Naturalmente, como corresponde a una conferencia, no estamos ante un tratado histórico; más bien habría que hablar de un relato de sus memorias, en las que no elude ningún aspecto. Llama poderosamente la atención como en aquel 1967, Marcial ya adelanta los riesgos por los que hoy atraviesa la Tauromaquia.


ESPECIAL TAUROMAQUIA
Especial Tauromaquia
José María Requena


© 2017 Docol Mediatica, S.L.   |   Enlaces   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal   |    RSS   |