Martes, 19 de noviembre de 2019
Curro Romero
Redacción

Nombre: Francisco Romero López
Natural de: Camas (Sevilla)
Fecha de nacimiento: 1 de diciembre de 1933
Debut en público: La Pañoleta (Sevilla), 22 de agosto de 1954.
Debut con caballos: Utrera (Sevilla), 8 de septiembre de 1954.
Alternativa: Valencia, 18 de marzo de 1957. Gregorio Sánchez, en presencia de Jaime Ostos, con toros del Conde la Corte.
Confirmación: 19 de mayo de 1959. Pepe Luis Vázquez, con Manolo Vázquez de testigo y toros de Eusebia Galache de Cobaleda.

Basta decir su nombre para saber de quién se habla en el torero moderno. No necesita de apellidos, ni de pleonasmos que retumben sonoros. Curro, ya basta. Con ese sólo nombre nos situamos de lleno ante la plenitud del arte más profundo. Y un arte tan profundo que permanece inmarcesible desde su comienzos iniciales hasta nuestro presente, entrado como está en la década de los 60 años. No es ciertamente flor de un día, desde luego, sino que bien parece que nos encontramos ante la demostración palpable, la prueba del algodón más infalible, de que el toreo es un arte de los que nacen intima y profundamente en el hondón del alma, como caracteriza a todo aquello que surge para constituirse en hechos singulares. Y es que Curro cumple a la perfección la vieja seguidilla: "Que no vendas tu, manque pases hambre, tu mantón bordao", porque el de Camas torea, cuando torea, por el mantón bordao, no por esa cosa tan prosaica de alejar las hipotéticas hambres de la vida. Por eso a Curro no se le admira: se le venera con ilusión renovada cada día.