Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
BILBAO: Séptima de las Corridas Generales
La gallardía de Juan Leal premiada con dos orejas
Un muletazo de mano muy baja de Juan Leal, frente al 5.
Nos acercamos al final de las Corridas generales. Ya sólo queda una, la de Miura. Con la de Fuente Ymbro ha dado una buena dimensión Juan Leal, entregado siempre, sin concederse un respiro en una pelea llena de gallardía. Consiguió cortarle una oreja a cada uno de sus toros, que no es mal balance. Sobre todo si se tiene en cuenta que la corrida de Fuente Ymbro tampoco resultó un dechado de virtudes; hasta los de mejor condición luego sacaron alguna pepla. Por Bilbao pasó sin agobios Finito de Córdoba; más presionado por la situación, pero sin suerte, lo hizo José Garrido.
Actualizado 24 agosto 2019  
Redacción   

BILBAO. Séptima de las Corridas Generales.  Poco más de un tercio del aforro ocupado. Toros de Fuente Ymbro (Ricardo Gallardo), con trapío y cara, desiguales de tipo, blandos y de medido poder; en su medida, los más manejables, 2º, 4º y 5º. Juan Serrano “Finito de Córdoba” (de bermellón y azabache), silencio y silencio. Juan Leal (de violeta y oro), oreja y oreja con petición de la segunda. José Garrido (de agua de rosa y oro), palmas tras aviso y silencio tras aviso. 

 

Nos acercamos al final de un abono y de toda una época, que en poco más de un mes se pasará página, con el acceso a esta plaza de manos privadas. Este domingo habrá más de uno que dirá su adiós. Por ese motivo, o porque así lo han dispuesto los hados, las Corridas Generales ha seguido su curso guiadas por un Palco en un tono bizcochable como no se conocía desde hace décadas. En el futuro se comprobará ese axioma, nunca demostrado por los taurinos, según el cual las muchas orejas crea afición y atrae nuevo público a las plazas. 

 

Pero la verdad es que, Paco Ureña al margen, en la memoria quedan muy pocas faenas de esas que fueron premiadas. Pero entre ellas se recordará sin duda la gallardía y la entrega de Juan Leal, que este sábado no ha perdido ocasión para pedir paso. Con sus limitaciones e inexperiencias, pero siempre hecho un hombre con ambición de ir a más. La vida le ha regalado la oportunidad de encontrarse en su camino y en una Plaza de 1ª con dos de los fuenteymbros de mejor condición. Y ese tren no lo dejó pasar.

 

La corrida que trajo Ricardo Gallardo, siendo seria en tipo y en arboladuras, vino desigual de tipo. Si nos atenemos a lo que el criador decía en el apartado, por accidentes en el campo ha tenido que tirar de su fondo de armario para completar el sexteto. Puede ser, porque es de los criadores que han aguantado la crisis con camadas amplias. Lo que ya tiene menos explicación, a lo mejor porque no la hay, es la causa por la que blandearon tanto, que hacía que hasta los más bondadosos deslucieran el toreo con sus continuadas genuflexiones; los complicados, los otros tres, ya se justificaron por sí solos.

 

Sin rodeos ni paliativos, Juan Leal ha echado una gran tarde. Su entrega en todo momento, su empeño por hacer las cosas bien, su manera de pasarse tan cerca a los toros, su decisión en el manejo de los aceros…, todo colaboró a un triunfo poco discutible. Con luz propia brilló su toreo con la mano izquierda.  Para colmo, salió con buenas luces en el manejo del capote y a la hora de los quites. Y además supo ver a sus toros: frente al 5º, bonancible pero con poca humillación, supo llevarlo a la altura justa para completar con bastante limpieza las suertes y redondear su éxito. 

 

Volvía a Bilbao “Finito de Córdoba”. Como correspondía, ha estado muy pulcro, aunque sin locuras, que los toros que no merecían. Tuvo pasajes sueltos muy estimables. Y como la veteranía es un grado, demostró suma habilidad para alargar el brazo y dejar las espadas arriba.

 

Otra vez sin suerte José Garrido. Por más que dé la impresión de que en estos tiempos no le ve tan claro como antes, hizo un esfuerzo. Pero con tan mala fortuna que el 6º, que metía mejor la cara, se rajó de forma radical antes de llegar al ecuador de la faena. Ya es mala suerte.

Compartir:  Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a YahooEnviar a Meneamé
  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |  
Comentar 0
Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de taurologia.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Taurologia.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. zTe ha gustado? zQué destacarías? zQué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Bilbao 2019
El torismo, asignatura pendiente
Paco Ureña, en una tarde de ensueño: 4 orejas
Entre dos figuras, Luis David Adame se vino arriba desde el paseíllo
Importante corrida de Victoriano del Río, para una tarde redonda de Manzanares
Goterones de arte de Diego Urdiales
Tarde con unos pocos toques que recordar
Cariñosa despedida a "El Cid
PUNTO DE VISTA
Las esperanzas radican en algunos barones socialistas

La alarma ante el acuerdo PSOE-Podemos


El Pre-acuerdo de Pablo Sánchez y de Pablo Iglesias para formar un Gobierno de coalición, ha levantado las alarmas en todo el mundo de la Tauromaquia. Han bastado 9 palabras para ellos. Es cuando se dice que ese Ejecutivo tiene como una de sus prioridades trabajar por "la garantía de un trato digno a los animales". Ese propósito cuando se pone en boca de Podemos todo el mundo sabe lo que significa; sin ir más lejos, ahí esta su proposición de ley al respecto presentada en el Parlamento de Andalucía. Pero también causa alarma la posición cambiante, por no decir que tibia, de los actuales dirigentes del partido que lidera Pedro Sánchez.


Ortega y Gasset

LA TAUROMAQUIA DE LOS GRANDES MAESTROS
Repaso histórico a través de las grandes figuras


El pase natural, la verdad siempre permanente en el Arte del Toreo


Decía Felipe Sassone que "el toreo al natural es el que se realiza con la mano izquierda, el estoque en la derecha y el corazón en medio". No es fácil matizar más con tan pocas palabras la realidad de una de las suertes fundamentales del toreo, como es el pase natural, que unión con el lance a la verónica conforman el verdadero núcleo duro del toreo de siempre. Aunque en la teoría taurina podemos remontarnos hasta Pepe-Hillo y sus continuadores, hay que reconocer que la realidad del pase natural tal como hoy lo conoceos arranca fundamentalmente de Joselito y de Belmonte, para luego ir adquiriendo una personalidad propia en el quehacer de las grandes figuras, que hicieron realidad esa definición de Sassone: además de la técnica, pusieron el corazón de por medio.


ESPECIAL TAUROMAQUIA
Especial Tauromaquia
José María Requena


© 2019 Docol Mediatica, S.L.   |   Enlaces   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal   |    RSS   |