Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
BILBAO: Corrida de rejones en la preferia
Magistral faena de Hermoso de Mendoza, en un muy desigual mano a mano
Grande Hermoso de Mendoza. Colosal la lidia que le dio al toro que abría plaza y feria. Desde un temple admirable para pararlo en los medios, en un palmo de terreno, hasta el rejón de muerte en la yema. Luego, con eso de ser público diferente y además el 1º de la tarde, todo quedó en una oreja y sin pañuelos. El resto de este inoportuno mano a mano resultó sencillamente ameno y breve. No se puede, carece de todo sentido, emparejar a quien es el número 1 con un rejoneador joven y prometedor, que por circunstancias que le son ajenas tiene que actuar con una cuadra improvisada y sin terminar de hacerse. Ya son ganas de meterle una presión innecesaria y cuando tiene menos opciones.
Actualizado 17 agosto 2013  
Redacción   
 EN OTRAS PLAZAS: Triunfos de Juan Bautista y David Mora en Beziers

BILBAO. Corrida de preferia. Media entrada, en tarde agradable. Toros de los distintos hierros de la casa Capea, noblones, pero de juego desigual; el mejor, el que abrió plaza; con problemas, el cinqueño muy pasado que hizo 4º.  Pablo Hermoso de Mendoza, una oreja, ovación y una oreja. Leonardo Hernández, ovación, silencio y silencio.

No es fácil torear tan ajustada y bellamente como Pablo Hermoso de Mendoza lo hizo con el toro que abría plaza. Una actuación soberbia muy reunida y ajustada, sin una sola carrera, todo a base de temple, rematada con un rejonazo que tiró al animal sin puntilla. No necesitó de alarde alguno. Lo sustituyó por un templar al toro a dos pistas, cambiándose de un pitón a otro, que parecía hasta de alta escuela. Sensacional el navarro. Quizás porque era el primero de la tarde,   el público estuvo más que frío; de hecho, don Matías le concedió una oreja sin pañuelos suficientes, pero hubiera sido completamente injusto que esta actuación quedara sin premio alguno, aunque el trofeo supo a poco para la envergadura de la faena. La llega a cuajar con el 3º y el de Estella hubiera formado una revolución.

Qué lejos quedan aquellos años iniciales, a partir de la temporada de 1989, cuando Hermoso de Mendoza debutó en Bilbao encabezando una novillada. Por entonces casi nadie creía en sus posibilidades. Como siempre ha ocurrido en el toreo, en el caso de esta Plaza se le anunciaba porque tenía un padrino importante: José Mª Gorordo, entonces alcalde de Bilbao y presidente nato de la Junta Administrativa, que apostó por él de forma decidida. Lo que entonces no parecía más que una lejana promesa, a partir de 1994 se  hizo un torero grande e indispensable, al que en la Semana Grande del 2008 se le debió conceder un rabo para solemnizar una actuación de las auténticamente históricas. Es una cierta deuda aún no saldada que Bilbao tiene con el navarro.

No pudo ser esta tarde, porque  a partir de arrastrarse al primero ya todo fue muy normalito y hasta un poquito ramplón. Demasiadas piruetas y otras domas de adorno. Los taurinos nos los justificarán con mil razones, que palabrería tienen mucha; pero este mano a mano carecía de sentido y sobre todo de oportunidad. No se puede emparejar con Hermoso de Mendoza  a un buen rejoneador joven y prometedor pero que por circunstancias está haciendo toda la temporada con una improvisada cuadra de potros, a los que les cuesta un mundo reunirse con los toros.

Cuando se sale a la plaza con caballos que apuntan buenas cosas, pero que aún están por terminar de hacerse, no se puede pedir más. De hecho, Hernández no tuvo más opción que echar la tarde a carreras en una lidia que careció de ajuste, unidad y casi siempre temple. Sólo sobre la base de la buena voluntad y el entusiasmo no se puede hablarle de tu a tu a quien hoy sigue siendo el número 1.

Pero todo esto estaba cantado de antemano, porque ya se ha visto como le va la campaña al joven cordobés. Por eso se explica menos la decisión de este mano a mano, que en otro momento y circunstancias habría tenido un sentido distinto. Sin embargo, se impusieron las decisiones de despacho, se eludió el encontronazo con Diego Ventura, que es el único que hoy por hoy puede hacerle sombra a Hermoso de Mendoza, y al final se dio esta corrida de preferia con tan sólo medio aforo cubierto, y con un público diferente del que se verá en días sucesivos, cuando comiencen las auténticas Corridas Generales.

La tarde discurrió sin tiempos muertos: a las dos horas justos de haber comenzado, estaba el personal tomando la puerta de salida. Es muy de agradecer que no hubieran demoras innecesarias. Así hasta se presencian más a gusto los festejos. La corrida que la Casa Capea mandó para la ocasión, toda ella con buena presencia, resultó noblota, aunque luego tuviera un juego irregular: excelente, el que abrió plaza; manejable el 2º; con tendencia a irse suelto, el 3º; acusando la edad, el 4º; más paradotes 5º y 6º.

Dicho quedó la gran lidia que Hermoso de Mendoza dio a su primero, desde la forma sensacional que tuvo de pararlo en un palmo de terreno hasta el rejonazo final. Tiró más de oficio y un punto de efectivismo con su segundo. Y volvió a centrarse en algunas fases de la lidia del 5º, toda ella muy correcta pero sin los niveles de máximos. Toda la tarde estuvo eficaz con el rejón de muerte.

Con su cuadra titular todavía sin poder salir de México, por eso de las cuarentenas veterinarias, no ha sido precisamente de las mejores tardes que se le han visto a Leonardo Hernández. Todo muy a la carrera, sin conseguir reunirse con los toros y clavando desigualmente. Entusiasmo mucho, toreo a caballo mucho menos. Todo en consonancia con la cuadra disponible. Por eso quedaba tan lejos esta actuación de aquella otra del pasado año cuando abrió la difícil Puerta Grande de Bilbao. En esta ocasión, más entonada la lidia del 2º de la tarde, por más que le comieran las urgencias y los caballos protestaran en los encuentros. Pasó lo suyo con el cinqueño 4º y simplemente cumplió con el que cerraba la tarde.

Una incongruencia total

Antiguamente todas los rejoneadores se hacían acompañar de un sobresaliente, que eran los que remataban al toro, después de los intentos fallidos desde el caballo. La práctica cayó en desuso y ahora estamos en un cierto vacío normativo. En algunos casos excepcionales, cuando se trata de toreo a caballo se viene acudiendo a otros rejoneadores como sobresalientes. Pero la figura del torero de a pie, no encaja. Es más: resulta un sinsentido completo.

Por eso resultaba chocante ver en el paseíllo a un matador de toros como sobresaliente. Y además era de una incongruencia absoluta. En la hipótesis de que hubiera sido necesario su concurso, ¿qué pinta un matador de toros en activo lidiando vestido de luces a unos toros a los que, reglamentariamente, les falta una cuarta de pitón? Es una auténtica contradicción en sus propios términos, que la normativa debiera resolver.

Compartir:  Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a YahooEnviar a Meneamé
  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |  
Comentar 0
Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de taurologia.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Taurologia.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. zTe ha gustado? zQué destacarías? zQué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Temporada 2013
A pesar de todos, la mayoría es optimista para la temporada de 2014
Éxito de la "Feria solidaria" organizada por la Asociación Juvenil Taurina Española
Caso Canorea: ANOET y ASOJET, le apoyan; los empleados de la Empresa Pagés se unen al plante
Canorea se disculpa ante los toreros
La Asociación Taurina Parlamentaria premia a Curro Romero y Antonio Briones
Se crea la Red Universitaria de Trabajo para el Análisis y el Diagnóstico de la Industria Taurina
La Policía Nacional cuenta con un centro de referencia para el análisis de astas de toros
Más que dudas sobre el nivel torista de la temporada de México
El Gobierno inicia la preparación de la futura Ley sobre el Patrimonio Cultural Inmaterial
"La Tauromaquia estará protegida con el máximo rango del ordenamiento jurídico"
PUNTO DE VISTA
Los toreros mereces más respeto


¿Cuándo nos dejarán en paz las teles del corazón?


En los últimos meses la mayoría de las televisiones dedican a los cotilleos --y cosas mas graves-- más de cien veces más que a la realidad del mundo del toreo. Se socaba sin reparo la privacidad de los toreros, se sacan a la luz –la mayoría de las veces sin datos comprobados-- sus vidas y andanzas. Y de paso unos cuantos se dedican a ganar dinero, incluso a costa del buen nombre sus familias. Quienes amamos a la Tauromaquia no debiéramos colaborar con este desmadre.


Ortega y Gasset

ENSAYOS
Un elemento característico de su trayectoria


Las 20 encerronas de "Gallito", la demostración de su poderío y su conocimiento de la lidia


Dejando al margen la que protagonizó como novillero en Zaragoza –en la que se quedó sólo en el ruedo por la cogida de Gaona--, hasta en 20 ocasiones se encerró en solitario José Gómez Ortega "Joselito" con seis toros. Hubo una etapa de su carrera en la que era su fórmula para concluir cada temporada. Y todas ellas "ofrecían un magnífico escaparate para desplegar la mayor variedad posible de suertes, tanto de capa, como con banderillas y muleta. El máximo exponente de ello fue la famosa corrida de Madrid". A estudiar este apasionante tema dedica un documentado ensayo el profesor Marcos García Ortiz.


ESPECIAL TAUROMAQUIA
Especial Tauromaquia
José María Requena


© 2021 Docol Mediatica, S.L.   |   Enlaces   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal   |    RSS   |