Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
El acontecimiento del 12 de octubre
México: José Tomás, primero; luego, los demás
El grandioso quite de José Tomás
La gran corrida a beneficio de los damnificados por el terremoto de México, que prácticamente llenó todo el inmenso graderío de la Monumental de Insurgentes, fue escenario una tarde grande de toros, en la que sobre todos destacó de nuevo José Tomás, en la que algunos consideran la mejor faena que hasta ahora realizado en los ruedos del país azteca. El cronista Gastón Ramírez Cuevas ha detallado el desarrollo del festejo para sevillatoro.es.
Actualizado 14 diciembre 2017  
Gastón Ramírez Cuevas   
La magna corrida monstruo a beneficio de las pobres víctimas del temblor tuvo de todo, desde una proeza taurina inolvidable a cargo de José Tomás, hasta incidentes surrealistas y chabacanos, como una quinta parte del “Ave María” de Charles Gounod cantada por un tenor de segunda línea mientras unas señoritas a caballo giraban como peonzas por todo el ruedo.

El primero torero en actuar fue Pablo Hermoso de Mendoza, quien ya no cuenta con el favor del publico capitalino, probablemente porque está muy visto. Pablo montó preciosamente y clavó palos largos y cortos con temple, mando y elegancia. Para mí lo más destacado fue una banderilla al quiebro. Es una lástima que el mejor rejoneador de los últimos tiempos ya no tenga fuerza para despachar correctamente a los toros con la hoja de peral.

Ya en la parte que correspondió a los de a pie, Joselito Adame se fue a porta gayola para recibir al de Santa María de Xalpa y acabó pegando el célebre farol de panza. Lució con el capote en un quite por gaoneras y con la muleta logró estupendos momentos. Ahí quedaron cuatro pases ceñidos por la espalda y excelentes naturales aguantando todo. El toro se rajó pronto y José remató el trasteo con pases de costadillo de muchos quilates. Se tiró a matar a cuerpo limpio, pero la espada cayó más atrás de la cuneta. El juez no dudó en sacar dos pañuelos y la gente protestó fuertemente el segundo apéndice.

El tercero de la función le correspondió a José Tomás, el responsable del entradón. Ahí hubo un toro con bravura, mismo que le propinó al picador una caída de latiguillo. El de Galapagar pegó estupendas verónicas, mandiles y media larga. Luego quitó por las mejores gaoneras de que se tenga memoria en los últimos lustros.

La faena de muleta se desarrolló en los medios; la elegancia, la suavidad, el poder y el temple hicieron rugir al respetable. Hubo muletazos de todas marcas, en una demostración magistral de lo que es arrimarse sin torear a la gente. Si de lo hecho por el más grande hay que escoger un pase para el recuerdo, yo me quedo con un firmazo que fue el non plus ultra. Don José Tomás Romám Martín pinchó en lo alto y fue ovacionado. Luego cobró una media mortal de necesidad y paseó la oreja, que según algunos, es la más importante que ha cortado en la plaza más grande del mundo. Permítame ahora, querido lector, citar al malogrado escritor judío Bruno Schulz: “Hay cosas que jamás pueden ocurrir con cierta precisión. Son muy grandes y demasiado magníficas para ser encasilladas en simples hechos. Son cosas que han estado pugnando por ser, hechos que quieren comprobar que el terreno de la realidad puede soportar su peso. Y así parten rápidamente, temiendo perder su integridad en la fragilidad de su realización.” José Tomás toreó así, como lo que es, el más grande, el mejor.

El Payo no tuvo suerte alguna. Para empezar le cambiaron en un santiamén al bodrio sin pitones que le había obsequiado Fernando de la Mora. El cuarto bis, de Jaral de peñas, fue un simpático gordito carente de bravura pero rebosante de sosería. Octavio García porfió, pero lo que no puede ser, no puede ser, etc.

A continuación se fue la luz durante casi media hora. El profesionalismo de la empresa es cada vez más evidente. Total, que salió el toro del Juli, un bicho de Montecristo débil y tonto, que fue el instrumento de la justicia divina, pues el madrileño no pudo lucir ni un micro segundo. ¡Tú lo quisiste fraile Mostén, tú lo quisiste, tú te lo ten! Pero eso sí, el julipié artero ni nos lo ahorramos ni defraudó a sus seguidores.

A Sergio Flores le tocó un rumiante anovillado propiedad del empresario Sordo Madaleno. Por suerte, el torito embistió una barbaridad, y así Sergio pudo alzarse con el triunfo grande. Pocas veces se ve torear con tanta verdad. Los derechazos, las arrucinas y las joselillinas pusieron a la gente de pie. El tlaxcalteca estuvo entregado y valiente. Además, mató a ley, aunque trasero. La gente quería darle el rabo, pero prevaleció la cordura y la cosa quedo en dos orejas merecidísimas.

José Mari Manzanares tuvo por enemigo a un toro de Xajay que no decepcionó. El consentido de Sevilla nos regalo muletazos imperiales, sobre todo con la zocata. Hay que ver cómo le pone hondura a todos los pases. Hubo por ahí un cambio de manos por delante que fue de cartel. La estocada partió al toro y Manzanares hijo cortó una oreja de peso. Ésta ha sido, sin lugar a dudas, la mejor faena de José Mari en La México.

El último toro, el octavo, fue uno de Villa Carmela para Luis David Adame. El toro tuvo presencia y dio mucho juego. El coleta de Aguascalientes, quitó por zapopinas, puso grandes cantidades de banderillas y luego se perdió con la muleta. ¿Otra vez los nervios? Quizá, pero Luis David nos quedó a deber.

San Aficionado Mártir salió de la plaza sin sentir el frio, toreando y con ganas de soplarse otros ocho toros. ¡Ya era justo y necesario!

Corrida Guadalupana pro damnificados "Por México". from La Plaza México on Vimeo.

Compartir:  Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a YahooEnviar a Meneamé
  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |  
Comentar 0
Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de taurologia.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Taurologia.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. zTe ha gustado? zQué destacarías? zQué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Asi va la temporada 2017
Cornada grave de Rafael Serna en su alternativa
Victorino Martín pone en valor los indultos: no lo quiso para un gran toro, al que le exigió más
Feliz despedida de Francisco Rivera Ordoñez
Román celebra el día más taurino del año abriendo la Puerta Grande de Madrid
Corrida homenaje a Víctor Barrios en Teruel
Cornada muy grave de Thomas Cerqueira en Francia
Brihuega no se llenó en su Corrida de Primavera
Nimes: José Garrido indulta a un toro de Vegahermosa
Triunfo de Juan Bautista con seis toros en Nimes
EN OTRAS PLAZAS: Triunfo de Alejandro Talavante en Valladolid
PUNTO DE VISTA
¿Una Comunidad Autónoma puede regular la Fiesta?

La trascendencia del recurso contra la ley antitaurina de Baleares


El recurso de inconstitucionalidad del Gobierno contra ley del Parlamento balear, que trazaba una regulación desnatualizadora de las corridas de toros, reviste una importancia que va mucho más allá de este caso concreto. Lo que realmente está en juego es definir, a tenor de la Constitución, a qué instancia institucional corresponde la potestad de regular o desregular la Fiesta de los toros, si es al Estado, o también puede ser competencia de las Comunidades autónomas. Visto todo lo ocurrido, con una cascada de decisiones de las instituciones públicas que han pretendido entorpecer el camino de la Tauromaquia, la cuestión encierra mucha trascendencia. Por eso, sería muy de desear que el Alto Tribunal no necesite en este caso otros seis años para dictar su sentencia, como en el caso catalán.


Ortega y Gasset

DOCUMENTOS
Medio siglo después la conferencia sigue teniendo vigencia


Marcial Lalanda: "Cincuenta años viendo toros"


En todos sus pasajes fundamentales, la conferencia parece premonitoria de las circunstancias que hoy vivimos. Pero están dichos ahora va ya para medio siglo. Se trata de la conferencia que en marzo de 1967 pronunció Marcial Lalanda en la Peña "Los de José y Juan", bajo el título "Cincuenta años viendo toros". Traemos a nuestras páginas el texto íntegro de aquella disertación, en la que Lalanda se sincera de una forma directa, sin andarse con rodeos. Naturalmente, como corresponde a una conferencia, no estamos ante un tratado histórico; más bien habría que hablar de un relato de sus memorias, en las que no elude ningún aspecto. Llama poderosamente la atención como en aquel 1967, Marcial ya adelanta los riesgos por los que hoy atraviesa la Tauromaquia.


ESPECIAL TAUROMAQUIA
Especial Tauromaquia
José María Requena


© 2018 Docol Mediatica, S.L.   |   Enlaces   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal   |    RSS   |