Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Un año después, otra vez en la puerta de cuadrillas
Morante de la Puebla: retorno sin haberse marchado
Sigue en el candelero, como todos los toreros que marcan una época. Y es que el maestro de la Puebla del Río cortó el pasado agosto por la sano tras una tarde aciaga en El Puerto. Pero lo que proclamó entonces como retirada será en realidad un suma y sigue, como bien detalla Álvaro R. del Moral, en su columna de El Correo de Andalucía. Ahora en compañía de Manolo Lozano en los despachos, cuando se cumpla más o menos un año, Morante volverá a estar en la puerta de cuadrilla, bien que en un campaña singular: dejará pasar en blanco Sevilla y Madrid hasta empezar su temporada, aunque la culminará luego con dos tardes en la Maestranza.
Actualizado 3 enero 2018  
Álvaro R. del Moral   
 Roca Rey: llegar... y mantenerse
 El Juli, los galones del mariscal
 Enrique Ponce, en una eterna primavera
 Juan José Padilla, dispuesto para su adiós

Anochecía en la piel de toro a punto de doblar el mes más taurino. Son días de torear en todas partes. Con las primeras sombras, los hombres de luces y las gentes del toro se apresuraban a volver a cerrar las maletas para proseguir el nomadeo estival sin perder ripio de las noticias que escupían las breves pantallas de sus móviles. Hundidos en la noche, metidos en la carretera, iban a entretener el duermevela del enésimo viaje del año comentando una noticia inesperada: Morante se acababa de retirar del toreo...

El diestro de la Puebla había compartido cartel con El Juli aquella tarde del 13 de agosto. Era un mano a mano, plato estrella de la temporada veraniega de la Plaza Real del Puerto de Santa María. El madrileño había cortado cinco orejas y un rabo aclamado por unos tendidos que habían llenado los partidarios del sevillano. Morante, que ya rumiaba algo, se marchó de la plaza entre abucheos mientras su partenaire lo hacía en hombros. Pero el matador de la Puebla, fiel a la ley de Luis Miguel Dominguín, iba a conseguir que sólo se hablara de él en esa noche estival, dejando el incontestable triunfo julista en un segundo plano.

Morante se marchaba del toreo argumentando algunas excusas de circunstancias y lugares comunes –el tamaño de los toros, la dictadura de los veterinarios– que no podían ocultar el inmenso hastío y la imperiosa necesidad de cambiar de aires. La retirada, si alguna vez fue tal, sólo era estratégica; nada tenía que ver con otros eclipses. Las definitivas razones de ese provisional fundido a negro había que buscarlas en otros estantes: la simbiosis con la tropa del magnate azteca Alberto Bailleres --con el que ha mantenido intactos los lazos de respeto y amistad-- ya no funcionaba. Morante había llegado a El Puerto después de pegar un auténtico petardo en la plaza de San Sebastián con los zalduendos de su apoderado. Para más inri, el panorama en la taquilla del coso vasco era desolador. En las orillas de la La Puebla había terminado de hervir el agua.

Pero el berrinche pasó, enjugado en el paño de lágrimas que encontró en Manolo Lozano. Fue Morante el que acudió en busca del veterano taurino de La Sagra, sacándolo del lógico retiro al que ya le obligaban sus casi nueve décadas de vida. Pero este verso suelto de la poderosa casa empresarial toledana, rejuvenecido, se ha encontrado con un inesperado broche de oro para cerrar su brillante trayectoria de apoderado. Serán unas 25 corridas que el veterano mentor se ha comprometido a bordar.

A Lozano le envenena la previsible vuelta de José Tomás y pretende vincular algunos de los bolos de su nuevo matador a las apariciones del Divino que, dicen, quiere seguir haciendo la guerra por su cuenta. El madrileño suele fulminar de un plumazo cualquier estrategia que le den hecha aunque la rumorología insiste en situar el punto de arranque de la nueva época de Morante en la plaza de Jerez. Se hablaba de un mano a mano con el propio Tomás; de la despedida de Padilla ante sus paisanos y hasta de Pepe Luis Vázquez, que ya ha confirmado que volverá a acompañar a Morante en 2018 en un puñado de corridas escogidas.

A partir de ahí, todo está por ver. El primer contrato firmado por el diestro cigarrero ha sido con la empresa Pagés y sobre el escritorio que perteneció a Joselito El Gallo. Ramón Valencia, que se prestó a la performance, ya le ha atado en septiembre aunque aún sueña con convencerle para una Feria de Abril que será muy distinta sin el concurso del diestro cigarrero. Hay que reafirmar la idea. La retirada no ha sido tal. Morante dejó de torear en agosto. Pero volverá a hacerlo en la temporada 2018 con un radical cambio de entorno, estrategias y objetivos. Se trata de mejorar la calidad del ganado que estoquea; cuidar la composición de los carteles y, especialmente, elevar su caché espaciando sus actuaciones y administrando la expectación. Hay otra meta que también ha conseguido: el diestro de La Puebla ha logrado situarse por encima de bien y del mal, reafirmando su papel de torero deseado.

Dejar en blanco el ciclo abrileño también puede servir para paliar un desgaste que empezó a esbozarse en la taquilla. El torero, siguen contando, podría haber firmado las dos corridas de la Feria de San Miguel. Ese será el colofón de una peculiar temporada que aún no tiene comienzo confirmado.

Los trabajos originales de Álvaro R. del Moral, cronista de “El Correo de Andalucía”, se publican en su blogs “Con la tarde colgada a un hombro”, al que se puede acceder a través de nuestra sección “8 opiniones 10” y en las direcciones electrónicas:
http://blogs.elcorreoweb.es/latardecolgadaaunhombro/
http://elcorreoweb.es/toros/

Compartir:  Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a YahooEnviar a Meneamé
  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |  
Comentar 0
Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de taurologia.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Taurologia.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. zTe ha gustado? zQué destacarías? zQué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Informes
La Tauromaquia ante el reto de reclamar su lugar en los medios generalistas
Talavante: estudiando el último día
El Gobierno balear acude a una bula papal del siglo XVI para defender su ley antitaurina en el TC
Carta de Victorino Martín sobre el futuro de la FTL
Victorino Martín, nuevo presidente de la Fundación del Toro de Lidia
Roca Rey: llegar... y mantenerse
De "Manolete" a "El Cordobés", 20 años para superar una crisis
El Juli, los galones del mariscal
Enrique Ponce, en una eterna primavera
Una temporada más se mantiene el predominio muy destacado del origen domecq
PUNTO DE VISTA
¿Una Comunidad Autónoma puede regular la Fiesta?

La trascendencia del recurso contra la ley antitaurina de Baleares


El recurso de inconstitucionalidad del Gobierno contra ley del Parlamento balear, que trazaba una regulación desnatualizadora de las corridas de toros, reviste una importancia que va mucho más allá de este caso concreto. Lo que realmente está en juego es definir, a tenor de la Constitución, a qué instancia institucional corresponde la potestad de regular o desregular la Fiesta de los toros, si es al Estado, o también puede ser competencia de las Comunidades autónomas. Visto todo lo ocurrido, con una cascada de decisiones de las instituciones públicas que han pretendido entorpecer el camino de la Tauromaquia, la cuestión encierra mucha trascendencia. Por eso, sería muy de desear que el Alto Tribunal no necesite en este caso otros seis años para dictar su sentencia, como en el caso catalán.


Ortega y Gasset

DOCUMENTOS
Medio siglo después la conferencia sigue teniendo vigencia


Marcial Lalanda: "Cincuenta años viendo toros"


En todos sus pasajes fundamentales, la conferencia parece premonitoria de las circunstancias que hoy vivimos. Pero están dichos ahora va ya para medio siglo. Se trata de la conferencia que en marzo de 1967 pronunció Marcial Lalanda en la Peña "Los de José y Juan", bajo el título "Cincuenta años viendo toros". Traemos a nuestras páginas el texto íntegro de aquella disertación, en la que Lalanda se sincera de una forma directa, sin andarse con rodeos. Naturalmente, como corresponde a una conferencia, no estamos ante un tratado histórico; más bien habría que hablar de un relato de sus memorias, en las que no elude ningún aspecto. Llama poderosamente la atención como en aquel 1967, Marcial ya adelanta los riesgos por los que hoy atraviesa la Tauromaquia.


ESPECIAL TAUROMAQUIA
Especial Tauromaquia
José María Requena


© 2018 Docol Mediatica, S.L.   |   Enlaces   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal   |    RSS   |