Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
El toreo contado por sus protagonistas
Pepe Moral, en el recuerdo de la corrida de Miura
Pepe Moral, entre los hermanos Eduardo y Antonio Miura (Fundación Cajasol)
En estas sesiones taurinas de tanto interés que se celebran en la sede de Cajasol, se ha celebrado una sesión de "El toreo contado". En este caso el protagonista ha sido Pepe Moral y su gran tarde de 2017, un testimonio que compartió con los ganaderos de aquel domingo de la feria de abril de 2017, junto a los ganaderos Eduardo y Antonio Miura. El torero sevillano "bordó el toreo al natural con el nobilísimo ejemplar que saltó en quinto lugar, un toro llamado "Amapolo" en el programa de mano que, tal y como aclararon los ganaderos, había sido bautizado en el herradero como "Yegüero". No fueron los únicos secretos que se desvelaron en el transcurso de la charla", que aquí resume con acierto @ardelmoral.
Actualizado 21 marzo 2018  
Antonio R. del Moral   
 Una corrida de Miura con importancia, en la que Pepe Moral dio su verdadera dimensión

Apoyados en el vídeo, los toreros pueden desvelar las esquinas ocultas del arte de torear; la reacción de los toros; la estrategia y los resortes técnicos de la lidia para poder primero; crear después. La iniciativa puesta en marcha por la empresa Pagés –bajo la dirección de José Enrique Moreno– está abriendo puertas que antes no habían sido franqueadas. La apuesta de El toreo contado –que alcanza su tercera temporada– tiene el doble valor de sacar de un ámbito reducísimo ese lenguaje que difícilmente escucha el aficionado de la calle y que, durante tanto tiempo, sólo pertenecía a la intimidad de las cenas de las cuadrillas y a esas confidencias compartidas en los larguísimos viajes de plaza en plaza.

Este martes era el turno del diestro palaciego Pepe Moral, pero la sesión gozaba de otras perspectivas. El juego de los toros de Miura que lidió el pasado año –y con los que triunfó– iba a ser analizado por sus propios criadores completando el diagnóstico de una tarde feliz en la que cortó una oreja de cada uno de sus enemigos. Aquella tarde, la última del ciclo abrileño, bordó el toreo al natural con el nobilísimo ejemplar que saltó en quinto lugar, un toro llamado Amapolo en el programa de mano que, tal y como aclararon los ganaderos, había sido bautizado en el herradero como Yegüero. No fueron los únicos secretos que se desvelaron en el transcurso de la charla. El torero habló de acople, confianza, de creer en la embestida, del buen o mal fondo de los animales... situando al público en medio de ese complejo retablo de sensaciones que permite apostar y triunfar.

La charla, obligatoriamente, tenía que girar en torno a la lidia y muerte de ese Amapolo –o Yegüero– que estuvo a punto de abrirle la Puerta del Príncipe. En cualquier caso sí le permitió cuajar el mejor toreo zurdo de la Feria de Abril. “Basé toda mi faena en el pitón izquierdo; es de las veces que he toreado en Sevilla con más sentimiento”. Eduardo Miura terció en la conversación admitiendo que hace más de dos décadas que no presencia las corridas de su casa en la plaza de la Maestranza. “A nosotros lo que nos gusta es que los toreros puedan triunfar con nuestros toros; esa es nuestra mayor satisfacción”, afirmó el veterano criador de Zahariche.

Su hermano Antonio sí acude a la plaza aunque lo hace, dejando su localidad habitual, buscando el anomimato de las gradas. Toto lo tenía claro: “Fue una corrida de toros para estar satisfecho y yo le habría dado las dos orejas, aunque soy parte interesada”. Los dos hermanos se mostraron refractarios a contemplar de nuevo la lidia de sus toros. En realidad se les notaba casi incómodos. “Es que ahora les vemos defectos que no pudimos apreciar en vivo”, respondieron a coro. Los ganaderos evocaron los usos y costumbres de su casa. Hicieron una lista de los toreros –Limeño, Ruiz Miguel, José Antonio Campuzano, Manili, Galán, Padilla o El Fundi– que unieron su nombre al del mítico hierro de la A con asas y pusieron un acento especial en la figura de Pepe Luis Vázquez, el gran maestro de San Bernardo, cuyo recuerdo emocionó de una forma especial a Eduardo. “Mi padre nunca tentaba sin avisarlo”, sentenció el veterano criador.

Hubo lugar para el anecdotario. Pepe Moral se dibujó a sí mismo de niño, en los bordes de la marisma, contemplando la finca Escobero del gran Diego Puerta. “En una venta cercana me contaron que se la había comprado con lo que ganó después de torear una de Miura”. Ese toro, Escobero, existió. Fue el que puso en figura al menudo diestro del Cerro del Águila en el ya lejano año de 1960. Ésa fue, precisamente, la primera corrida de toros que presenció en su vida Antonio Miura.

57 años después, Pepe Moral iba a tener delante su propio Escobero. Ese quinto miura de nombre cambiado que le entró por el ojo desde que salió por la puerta de chiqueros. “Sabía que algo importante iba a pasar y cuando le vi salir me transmitió buenas sensaciones y pronto me puse con la mano izquieda”, confesó el matador de Los Palacios que también evocó a su maestro, el recordado diestro Manolo Cortés, que fue otro torero especialmente vinculado a la casa Miura. “No importa el hierro, hay que esperar a que salga el toro”. El recuerdo se posó sobre el artista de Gines mientras el vídeo rescataba esa faena que volvió a cambiar la vida de Pepe Moral. “Le pegaste una larga cambiada”, le espetó el moderador. “En realidad le di dos”, contestó el torero.

Los trabajos originales de Álvaro R. del Moral, cronista de “El Correo de Andalucía”, se publican en su blogs “Con la tarde colgada a un hombro”, al que se puede acceder a través de nuestra sección “8 opiniones 10” y en las direcciones electrónicas:
http://blogs.elcorreoweb.es/latardecolgadaaunhombro/
http://elcorreoweb.es/toros/

Compartir:  Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a YahooEnviar a Meneamé
  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |  
Comentar 0
Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de taurologia.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Taurologia.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. zTe ha gustado? zQué destacarías? zQué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Firma invitada
Morante: la penúltima sorpresa
Morante, ¿extravagante?
Morante, treinta años ya del comienzo de su misterio
Ya pasó el día de la Virgen de agosto, que ya no es lo que era
Del Parlamento andaluz a Algeciras
Seguimos a vueltas con la política
Lo dijo Ortega y Gasset...
La remodelación de los Reglamentos taurinos mexicanos
La suerte suprema
La Feria arranca mirando al cielo
PUNTO DE VISTA
Entre prohibiciones y tibiezas calculadas


Los políticos no deben meter sus manos en la Fiesta


Frente a los prohibicionistas, convencidos o por simples conveniencias, y a los tibios, que acaban siendo los más numerosos, nada mejor que plantearle a los políticos, de todos los colores, que saquen sus manos de la Fiesta. Si es algo tan nocivo como algunos predican sin fundamento alguno, no hay más que dejar pasar el tiempo para que desaparezca; si lo suyo es sencillamente no ayudar, aunque eso suponga infringir las leyes en vigor, con mayor motivo para que nos dejen en paz.


Ortega y Gasset

LA TAUROMAQUIA DE LOS GRANDES MAESTROS
Repaso histórico a través de las grandes figuras


El pase natural, la verdad siempre permanente en el Arte del Toreo


Decía Felipe Sassone que "el toreo al natural es el que se realiza con la mano izquierda, el estoque en la derecha y el corazón en medio". No es fácil matizar más con tan pocas palabras la realidad de una de las suertes fundamentales del toreo, como es el pase natural, que unión con el lance a la verónica conforman el verdadero núcleo duro del toreo de siempre. Aunque en la teoría taurina podemos remontarnos hasta Pepe-Hillo y sus continuadores, hay que reconocer que la realidad del pase natural tal como hoy lo conoceos arranca fundamentalmente de Joselito y de Belmonte, para luego ir adquiriendo una personalidad propia en el quehacer de las grandes figuras, que hicieron realidad esa definición de Sassone: además de la técnica, pusieron el corazón de por medio.


ESPECIAL TAUROMAQUIA
Especial Tauromaquia
José María Requena


© 2018 Docol Mediatica, S.L.   |   Enlaces   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal   |    RSS   |