Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
MADRID: Vigésima del abono de San Isidro
Respeto grande para tres toreros
Rubén Pinar dejó constancia del buen momento que atraviesa. (Plaza 1)
Los toros de Dolores Aguirre --de origen atanasio-- nunca ha sido fácil. Pero cuando meten la cara en los engaños y el torero le echa redaños, en esta misma plaza de Las Ventas se han visto triunfos importantes. Los de este domingo eran, sencillamente, imposibles. Grandes por largos y con alzada, con caras ofensivas, duros de patas y todos rezumando mansedumbre 100 por 100. ¡Qué mal estilo de corrida! Frente a ellos Rubén Pinar, José Carlos Venegas y Gómez del Pilar se ganaron el respeto de los aficionados de Madrid.
Actualizado 27 mayo 2018  
Redacción   
 Talavante y López Simón, una doble Puerta Grande en otra tarde de agua
  "El Juli" con una faena memorable alcanza la unanimidad en Las Ventas
 Roca Rey viene para mandar
 Una tarde plana, pero al menos breve

MADRID. Vigésima del abono de San Isidro. Más de media entrada: 15.013 espectadores (63,5% del aforo). Tarde con rachas de viento. Toros de Dolores Aguirre, grandes, duros, mansos y muy complicados. Rubén Pinar (de azul cobalto y oro), ovación y silencio. José Carlos Venegas (de verde esperanza y oro), ovación y ovación. Gómez del Pilar ( de verde botella y oro), ovación y palmas.

Tras concluir el paseíllo se guardó un minuto de silencio en memoria del matador de toros Marcos de Celis, fallecido este domingo en su Palencia natal. 

 

Anunciarse en esta tarde era el reconocimiento a las buenas actitudes de los tres toreros en Madrid en la pasada campaña. Como oportunidad, una trampa monumental, o un regalo envenenado, como se quiera. Lo verdaderamente meritorio es que en los seis que salieron por los chiqueros, ninguno de los tres dejó de plantarles cara, aún sabedores que allí no había nada que ganar, y la mataron con mucha dignidad. Por eso, hay que quitarse el sombrero en señal de respeto ante Rubén Pinar, José Carlos Venegas y Gómez del Pilar. La afición fue sensible a lo que ocurría en el ruedo.

 

La corrida de Dolores Aguirre ha sido tremenda. De grande y de mansa, de dura y de complicada. Sobre todo los tres últimos, bastos y feos, eran como trenes por largura, por alzada, por volumen y por sus caras abiertas y ofensivas. Pero si de los tres primeros se puede salvar un poquito al que abrió el festejo, que al menos tomaba los engaños, aunque a mitad del muletazo ya protestaba y tiraba gañafones; los cinco restantes, para andarles por la cara y con precauciones, porque sus arreones violentos eran imprevisibles.

 

Ante el caballo, mejor no hablar: cada intento de ponerlo exigía una trabajosa docena de capotazos y ni así; además para nada, porque en cuanto sentían el hierro volvían grupas al otro lado de la plaza. Y para banderillearlos, un clavario; ¡qué merito tuvieron los nueve hombres de plata que hoy estuvieron en el ruedo! Aunque fuera de sobaquillo, cada par era una heroicidad, que el animal les esperaba una barbaridad y con la cara por las nubes.

 

Hubiera sido curioso que, como los futboleros hacen en el Plus, se hubiera utilizado esta atarde el mecanismo para decirnos cuánto había trotado cada toro, que ninguno galopó. Desde luego, muchos kilómetros. No, aquello no era ya la consecuencia de ese gen de ser abantos de lo que viene de “atanasio”; sencillamente, eran seis bueyes sin carreta queriendo escapar del redondel.

 

Con más oficio y experiencia, a Rubén Pinar se le vio siempre muy seguro, dominando la escena. Incluso se permitió el lujo de pasar de muleta a su primero, aunque fueran con medios muletazos, que es lo que se tragaba el “aguirre”. Anda en un punto de madurez en el que lo que apetece es verle con una corrida sencillamente normal, aunque sea de tono medio.

 

Pero igualmente tienen su mérito, importante además, tanto Venegas como Gómez del Pilar, que viendo como discurría la corrida, no perdieron el ánimo y contra toda lógica lo intentaban una y otra vez.  Tanto que hasta cuando el 6º de echó a la arena --sería por estar agotado de tanto correr--,  Gómez del Pilar todavía intentó levantarlo para, como mandan los cánones, matarlo a espada. No han triunfado, como aspiraban, pero fueron un ejemplo de respeto por su oficio.

Compartir:  Comparte esta noticia en FacebookComparte esta noticia en TwitterAñadir a YahooEnviar a Meneamé
  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |  
Comentar 0
Comentario (máx. 1500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)


Título (obligatorio)


Nombre (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Por favor rellene el siguiente campo con las letras y números que aparecen en la imagen superior
     
NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de taurologia.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Taurologia.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
Esta noticia aún no tiene comentarios publicados.

Puedes ser el primero en darnos tu opinión. zTe ha gustado? zQué destacarías? zQué opinión te merece si lo comparas con otros similares?

Recuerda que las sugerencias pueden ser importantes para otros lectores.
 Otros artículos de Madrid 2018
S.M. Felipe VI presidió la Corrida de la Prensa
Excepcional Diego Ventura, que corta el primer rabo que en Madrid se concede a un rejoneador
Triunfo sólido de Pepe Moral, con un gran toro de Adolfo Martín
Más que un desafío, una charleta en grises
Detalles muy toreros y un paso más de Ginés Marín, con la mente puesta en el ministro de Cultura
Otra tarde torista sin argumento
¡Qué cosas tienen los Palcos…!
Seria y dura corrida de Miura
Caballos bajo el diluvio
Torería de Cayetano, más en Ordóñez que en Rivera
PUNTO DE VISTA
Cuando pasan tres meses del nuevo Gobierno


El silencio institucional sobre la Tauromaquia no se entiende


Vivimos tiempos nuevos para la política y para la Tauromaquia, en los que entre unos y otros no acabamos de contrarrestar todo ese ruido mediático que hace que destaquen más las sombras que las luces. Sin embargo, incluso en momentos de crisis como la actual, cuánto encierra la Tauromaquia como hecho cultural y patrimonio común, sigue vivo, mantiene sus valores creativos y sigue teniendo detrás un apreciable respaldo social. Por eso, salir del impasse actual resultaría muy conveniente que se reactivaran las instancias institucionales a las que corresponden salir en su defensa y apoyar su proyección de futuro. Se diría que en tres meses poco puede pedirse a un Gobierno; pero no es menos cierto que al menos podría haberse dicho una palabra de ánimo y de respeto.


Ortega y Gasset

LA TAUROMAQUIA DE LOS GRANDES MAESTROS
Repaso histórico a través de las grandes figuras


El pase natural, la verdad siempre permanente en el Arte del Toreo


Decía Felipe Sassone que "el toreo al natural es el que se realiza con la mano izquierda, el estoque en la derecha y el corazón en medio". No es fácil matizar más con tan pocas palabras la realidad de una de las suertes fundamentales del toreo, como es el pase natural, que unión con el lance a la verónica conforman el verdadero núcleo duro del toreo de siempre. Aunque en la teoría taurina podemos remontarnos hasta Pepe-Hillo y sus continuadores, hay que reconocer que la realidad del pase natural tal como hoy lo conoceos arranca fundamentalmente de Joselito y de Belmonte, para luego ir adquiriendo una personalidad propia en el quehacer de las grandes figuras, que hicieron realidad esa definición de Sassone: además de la técnica, pusieron el corazón de por medio.


ESPECIAL TAUROMAQUIA
Especial Tauromaquia
José María Requena


© 2018 Docol Mediatica, S.L.   |   Enlaces   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal   |    RSS   |