Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
MADRID 2018

Se han encontrado 46 artículos.
Se muestran del 1 al 20. Página 1 de 3.

MADRID. Sexta del abono de Otoño

El grandioso arte y la naturalidad de Diego Urdiales conmueven a la afición de Madrid

No se pudo expresar con mayor entusiasmo la afición de Madrid. Se entregó con verdadero fervor al toreo de Diego Urdiales, que ausente de San Isidro y de tantas plazas que la Madrid era su quinta corrida de la temporada, al finalizar el abono de Otoño ha cuajado una de las mayores tardes de su historial. ¡Cómo no va entusiasmar al gran Curro y tantísimos aficionados cuando torea con tanta verdad y tanta pureza como ha hecho este domingo Urdiales…! Hacía tiempo que no se veía al publico de Madrid tan entregado a un torero.


Madrid: Quinta del la feria de Otoño

Diego Ventura abre la Puerta Grande

Sin conseguir colocar el "No hay billetes" aunque con la nada despreciable cifra del 91,9% del aforo cubierto, Diego Ventura ha cumplió su sueño de encerrar con seis toros en la plaza madrileña. Siempre profesional, aunque con altibajos porque no todos los toros respondieron, su actuación la salvó especialmente en los dos últimos toros de la tarde –uno de Miura y otro de Cortés de Moura, que fue excelente--. El caballero de la Puebla ha cortado tres orejas y ha salido por la Puerta Grande.


MADRID: Cuarta de la feria de Otoño

Adolfo trajo la decepción. Y fue muy grande.

Con Las Ventas casi al completo --se quedó a 606 espectadores del "No hay billetes"--, los toros de Adolfo Martín trajeron la decepción que hundió la tarde, tan esperada como era. Para los tres espadas y para las más de 23.000 personas que se sentaban en los tendidos. Una pena. Pero cuando todo discurre "en vivo y en directo" es lo que puede pasar. Precisamente por eso los triunfos lindan casi con lo heroico.


MADRID. Tercera de la feria de Otoño

Emilio de Justo cierra su buena temporada con la Puerta Grande en Madrid

Con una corrida seria y honda de Puerto de la Calderilla, Emilio de Justo ha confirmado nuevamente en Madrid que es torero que tiene por delante un buen recorrido. Hoy salió al ruedo de Las Ventas aún con los puntos en la cornada que sufrió hace una semana en Mont de Marsan. Pero su actuación fue mucho más allá de la épica que encierra esa circunstancias. Dejó un toreo caro y un magnífico manejo de los aceros, con dos estocadas de las mejores que se han visto en esta temporada. En este fin de temporada, su Puerta Grande viene a poner colofón a un año que ha sido excelente y que le deja colocado en el mejor lugar de cara a 2019. También Ginés Marín cuajó una de las faenas más solidas y meritorias de su campaña.


MADRID. Segunda de la feria de Otoño

Una tarde marcada por la interesante novillada de Fuente Ymbro

Con una sola vuelta al ruedo tras la muerte del 3º se saldó la novillada del abono, en la que destacó la calidad de los utrero con el hierro de Fuente Ymbro. Hubo uno extraordinario, que se lidio en 5º lugar y otros cuatros que permitían el triunfo, si se acertaba con la tecla que supliera sus carencias, en unos casos de fuerzas, en otros de ese punto de picante que facilita prender la emoción en el tendido. Y en esa historia, se impuso el mejor oficio de Francisco de Manuel.


MADRID: Primera de la feria de Otoño

Pablo Aguado confirma que hay contar con él

Lo único que no había entrado en el sorteo organizado por Casas era la elección de ganaderías: estaban preseleccionadas. Y luego resulta que el sorteo ofreció mayores opciones que lo preestablecido. La deslucida corrida de Victoriano del Río, en su 4º comparecencia en Madrid en esta temporada, dejó mucho que desear. Pese a ello, Pablo Aguado confirmó ante la cátedra que es un torero con el que hay que contar. Con clase, conocedor del misterio del temple, el sevillano ha dejado alto el pabellón, además con un toro muy poco agradecido, ante el que todo lo tenia que poner el torero. Los beneplácitos iniciales a Talavante duraron un suspiro y Fortes, que sigue avanzando, nos proporcionó un susto tremendo al matar al 5º.


Antecedidos por tres desafíos ganaderos

Once toreros para el bombo de la suerte de Simón Casas en la feria de otoño

Alejandro Talavante, que probará fortuna por dos veces, Emilio de Justo, Luis David Adame, Román, Fortes, Ginés Marín, Paco Ureña, David Mora, Álvaro Lorenzo, Octavio Chacón y Diego Urdiales. en la que se lidiaran toros de Fuente Ymbro, Victoriano del Río, Adolfo Martín y Puerto de San Lorenzo. A falta de los dos últimos festejos del año, aún por designar, este epílogo de la emporada madrileña irá antecedido por tres desafíos ganaderos.


MADRID: Finalizó el ciclo de San Isidro

S.M. Felipe VI presidió la Corrida de la Prensa

La de la Prensa ha sido una de las pocas tardes en las que el Rey Felipe VI se sentó en los tendidos de Las Ventas. La afición le recibió con cariño, también con la esperanza de que se deje ver más veces en las cosas taurinas, que en el momento actual la Tauromaquia necesita cariño institucional. Pero luego la tarde de los periodistas dio de si poco más de lo justo. La corrida de Victorino no aburrió a los aficionados, pero tampoco entretuvo a los espectadores menos expertos. Sin que hubiera alimañas, ninguno de los seis ejemplares terminó de romper. Y eso pone en cuesta arriba la tarea de los toreros. Sorprendió para bien el buen oficio de Emilio de Justo y la entrega de Paco Ureña


MADRID. Trigésimo tercera del abono de San Isidro

Excepcional Diego Ventura, que corta el primer rabo que en Madrid se concede a un rejoneador

No es que Diego Ventura haya puesto "una pica en Flandes", que la ha puesto, es que ha tenido una tarde excepcional en la penúltima de este serial de San Isidro. La estadística nos dirá que ha cortado cinco orejas y un rabo, el primero que se concede a un rejoneador en la plaza de la capital. Lo que realmente ha conseguido el rejoneador de la Puebla es colocar al Arte del toreo a caballo a un nivel extraordinario. Eso de "parar, templar y mandar" lo ha hecho realidad desde sus caballos. Pero frente al vendaval Ventura, que no ha dejado palo por tocar, Andy Cartagena ha tenido una actuación sobresaliente, tanto que también salió a hombros por la Puerta que da a la calle de Alcalá.


MADRID: Trigésimo segunda del abono de San Isidro

Triunfo sólido de Pepe Moral, con un gran toro de Adolfo Martín

Por la prematura cornada de Manuel Jesús "El Cid", cuando iniciaba su primera faena, la tarde quedó en un improvisado mano a mano, sazonado por un tiempo que anda loco: lo mismo llovía a cántaros que salía el sol. El conjunto de la corrida de Adolfo Martín tuvo su importancia, toda ella muy encastada. Y dentro del variado pero interesante juego, hubo uno que destacó de forma relevante; era el 5º de la función y llevaba por nombre "Chaparrito", un cinqueño merecedor de que le hubiera dado la vuelta al ruedo, a lo que se opuso el Palco. Pepe Moral lo exprimió al máximo, con ese toreo despacioso que tanto sabor tiene. En esta tarde, en fin, accedió al grado de matador de toros Ángel Sánchez; siendo ocasión en la que se les vio con 3 "adolfos", resolvió muy dignamente la papeleta.


MADRID: Trigésimo primera del abono de San Isidro

Más que un desafío, una charleta en grises

La fórmula del llamado "desafío ganadero" no funcionó. Los de santacolomas, siempre encastados, no tuvieron ese plus que permita discutir si uno se queda con éste o con aquel toro. Y eso que un par de ellos tuvieron su clase y todo, pero les faltaba el plus de la emoción. Por eso la arde discurrió en su mayor medida de charleta, porque no había nada que discutir, ni menos en qué desafiarse. Pese a todo, Iván Vicente sigue anotando la calidad de su concepción del toreo, pero mantiene pendiente ese definitivo golpe de mano. Valerosos y dispuesto el madrileño Javier Cortés, con la mala fortuna que de nuevo resultó herido, como el 2 de mayo. Con firmeza y decisión, el sevillano Javier Jiménez, con escasa fortuna en el sorteo.


MADRID: Corrida de la Beneficencia

Detalles muy toreros y un paso más de Ginés Marín, con la mente puesta en el ministro de Cultura

El día en que un antitaurino llega a la cartera de Cultura, Las Ventas se llenó de amantes de la Tauromaquia. ¿Servirá de algo? Habrá que darle los inveterados 100 días de gracia --que luego son los propios políticos los que se los saltan--, pero es seguro que ya le han informado que en el mundo del toro han saltado todas las alarmas. Como si hubieran advertido que era día de pocas celebraciones, la corrida de Alcurrucen se mantuvo bastante por debajo de lo que es habitual. Y eso condicionó el desarrollo de la Beneficencia. Con todo, en el recuerdo quedan unos naturales recios de Antonio Ferrera, los apuntes templados de Perera y el paso adelante que dio Ginés Marín, además de su original comienzo de faena con su primero.


MADRID: Vigésima novena corrida de la Feria

Otra tarde torista sin argumento

Comenzaba la semana de los "albaserradas": este martes la de José Escolar, para fin de fiesta las dos de Adolfo y Victorino Martín. La primera no tuvo historia alguna, salvo algunos destellos interesantes. Pero de este encaste siempre se espera más, en lo bueno y en lo malo. La corrida de muy desiguales hechuras sacó poco bueno, y lo que hubo duró un santiamén. "Rafelillo" la lidió su lote con dignidad, que era lo posible; Fernando Robleño tuvo sus mejores momentos en la primera parte de su faena al 2º y Luís Bolívar volvió a dejar patente su buen momento, especialmente al torear con la izquierda, con temple y profundidad. Como por pura lógica ya va pesando mucho este mes de toro, esas tardes tan grises se ponen más cuesta arriba.


MADRID: Vigésimo octava del abono de San Isidro

¡Qué cosas tienen los Palcos…!

En esto hay gente para todo, también hay Presidentes con todo grado de conocimientos y de pericia para dirigir el espectáculo. Pero a veces, ¡qué cosas tienen los palcos…¡. Darle honores de pañuelo azul a un manso y sin clase alguna, como era el que abrió la tarde. Un bochorno, vamos. Si algo bueno tuvo el de Saltillo resultó ser gracias a la buena mano de Octavio Chacón, que estuvo generoso en su trato y muy torero con los engaños. Pero un toro que canta la gallina ante el caballo, que la cantó, por más que acuda a la cabalgadura desde largo, no se le puede considerar un "toro de bandera". Y para más sonrojo resulta el trio de mulillas montó un sainete a la hora de dar la dichosa vuelta. Como para olvidar del todo, salvo por la torería que desparramó Chacón y el valor que le echó Ritter.


MADRID: Vigésimo séptima del abono de San Isidro

Seria y dura corrida de Miura

Seria y dura como el pedernal resultó la corrida de Miura, toda ella muy en su tipo, aunque no fuera pareja. Salvo el 2º, con una dosis razonable de suavidad, ninguno permitió darse una alegría. Pepe Moral aprovechó con solvencia las opciones que le ofrecía ese mejor, aunque luego con los aceros emborronó la situación. Entregado siempre Rafaelillo y muy firme y hasta técnicamente solvente el joven Román, con dos lotes imposibles.


MADRID: Vigésimo sexta del abono de San Isidro

Caballos bajo el diluvio

La tarde pintaba mal desde por la mañana. Todas las previsiones daban muy altas probabilidades de que por la tarde llovía. Algunas incluso precisaban que, entre otras serían, en el barrio donde se ubican Las Ventas. Y en efecto llovió como si nunca antes lo hubiera hecho. Con el piso de plaza parcheado y con casi todo el papel vendido (el 98%), se decidió tirar hacia adelante con el festejo. Acababan de arrastrar el 2º y comenzó el diluvio. Los rejoneadores decidieron seguir con el festejo y la Presidencia lo dio por bueno, aunque está facultada para hacer lo contrario. Y en ese clima discurrió una corrida de rejones que en otras circunstancias hubiera sido mucho más entretenida, pero resultó un calvario para los espectadores.


MADRID: Vigésimo quinta del abono de San Isidro

Torería de Cayetano, más en Ordóñez que en Rivera

Tarde con importancia la de Cayetano en esta vigésimo quinta del abono. Más allá de la estadística, el torero dejó el mejor recuerdo de todas las actuaciones que ha tenido en Las Ventas. En el toreo fundamental y con la espada. Pero también en los gestos, como el vivido alrededor de la oreja que se le concedió en su primero. Por lo demás era la segunda ocasión que se anunciaron los toros de Victoriano del Río, a los que hay que sumar los 2 que lidió en la Corrida de la Cultura; de los 14 ni uno fue de bandera. Muy responsable siempre Sebastián Castella, que no presumió de sus facultades mermadas, sino que se arrimó como cualquier otro día; ha echado una gran feria. Decepcionó bastante Manzanares, al que se le fue el buen 5º.


MADRID: Vigésimo cuarta del abono de San Isidro

El cartel de "6 para 6" funcionó poco

El cartel inusual del 6 para 6 no ha sido el ungüento amarillo para llenar la taquilla. Tuvo una aceptación perfectamente descriptible. Y es que este tipo de combinaciones si no reúnen a 6 figurones, bajan demasiado. Sobre todo cuando, además, se partía del pie forzado de elegir a uno por nacionalidad: la disparidad entre los espadas actuantes era aún mayor. Si lo completamos con una desangelada corrida de El Pilar, el cuadro queda definido. Las pinceladas de mayor interés fueron las del mexicano Luis David Adame, aunque también hubo sus detalles de Juan del Álamo, del colombiano Bolívar y del peruano Joaquín Galdós, pero todos ellos sin redondear la ocasión.


MADRID: Vigésimo tercera del abono de San Isidro

La épica también forma parte del arte del toreo

La "corrida de garantías" no llevaba prácticamente ninguna dentro, salvo en algunas cosas el 5º. Y frente ellas surgió la épica, que tambien es un componente del arte del toreo. Épica y triunfal fue la reacción de Sebastián Castella, que tras una de las volteretas –herida incluida-- de mucha envergadura, apostó sin freno en su faena de muleta y en el espadazo final. Un triunfo al que no resta legitimidad unas protestas que se dan por sobrentendidas. Y en la balanza la otra cara de la épica, la que desarrolló Enrique Ponce con el peligroso 4º, jugándose los muslos a sabiendas de que nada le iba en ello, tan sólo su torería y su responsabilidad.


MADRID: Vigésimo segunda del abono de San Isidro

Nada de particular, pero al menos sobraban los paraguas

Por lo menos el personal no tuvo que abrir sus paraguas ni sus plásticos, aunque durante todo el día en Madrid había sido un ir y venir de las nubes. Y dentro de la mucha humedad que rezumaban los tendidos, se agradece el detalle. En chiqueros esperaba una corrida de las de tercera generación hasta llegar al origen domecq. Todos cinqueños, todos sin clase alguna y con un fondo muy medido. Ideal para hacer imposible el éxito de los toreros: no se comían a nadie, pero eran la antítesis de la emoción. Ni Daniel Luque pudo confirma ante la cátedra que esta de lleno en una segunda etapa, ni David Galván sorprender con su buen sentido del toreo, ni Álvaro Lorenzo volver a demostrar que es uno de los puntales básicos de la nueva generación.


||    siguiente -->


© 2018 Docol Mediatica, S.L.   |   Enlaces   |   Hemeroteca   |   Quiénes Somos   |   Contacto   |   Política de Privacidad   |   Aviso Legal   |    RSS   |